MIGUEL INDURÁIN EN EL SALÓN DE LA FAMA DEL GIRO

Ganador de la carrera italiana en 1992 y 1993, el navarro se une a otros míticos ciclistas como Merckx, Gimondi, Roche, Moser, Baldini y Hinault.

Miguel Induráin es un gigante en la historia del ciclismo, un ciclista con un palmarés en el que destacan cinco Tours de Francia (1991-95), dos Giros de Italia (1992 y 1993), un campeonato del mundo contrarreloj (1995), la Medalla de Oro Olímpica contra reloj en Atlanta´1996, o el Record de Hora establecido en 1994.

El Giro de Italia le ha rendido homenaje con su ingreso en el Salón de la Fama de la corsa rosa, en una ceremonia celebrada en el Teatro Gerolamo de Milán, a pocos pasos del Duomo. Induráin se une en este Salón de la Fama a grandes campeones como Eddy Merckx (que ingresó en 2012), Felice Gimondi (2013), Stephen Roche (2014), Francesco Moser (2015), Ercole Baldini (2016) y Bernard Hinault (2017).

Miguel Induráin ha aceptado con orgullo el reconocimiento: 

“Me siento muy honrado de formar parte de esta exclusiva familia de Giro d’Italia, y después de 25 años de mi última victoria en 1993, estoy muy contento de que los organizadores se hayan acordado de mí”, dijo Indurain.

“Siempre he tenido una relación muy especial con Italia: los aficionados siempre me han apoyado y mis patrocinadores de aquellos años, aparte de Banesto, eran casi todos italianos como Pinarello y Sidi. La etapa que me acuerdo entre todas es la de 1994 de Merano a Aprica donde yo estaba en la escapada con Pantani. Después de Stelvio y Mortirolo he cerrado el hueco con Marco a la primera transición de Aprica, pero luego tuve una crisis de hambre y al Santa Cristina no pude mantener ese ritmo. Traté de volver a vestir la Maglia Rosa que llevaba Berzin (que ganó aquel Giro) y lo he dado todo. Estaba en juego no sólo una victoria, sino todo el Giro. Fue una etapa intensa, una sucesión de emociones únicas a pesar de que el Giro al final no pude ganarlo. Esta carrera se nutre de la pasión todos los días, en todos los caminos, es una gran fiesta del ciclismo”.

Miguel Indurain hace su debut en el Giro con la victoria en 1992 y se repite en 1993. En su tercera participación (1994), termina tercero detrás de Evgeni Berzin y Marco Pantani.

Tras el navarro, ningún otro ciclista ha logrado ganar dos ediciones consecutivas.

Indurain fue el primer ciclista español en ganar el Giro de Italia, y tras él, sólo otro español lo ha conseguido: Alberto Contador (en 2008 y 2015). Con cuatro victorias contrarreloj en el Giro de Italia, el navarro es sexto en el ranking de todos los tiempos es esta clasificación, solo superado por Francesco Moser (12), Eddy Merckx (7), Jacques Anquetil (6), Serhiy Honchar (5) y Knut Knudsen (5). Vistió la maglia rosa de líder durante 29 días entre 1992 y 1993. 

MIGUEL INDURÁIN EN EL SALÓN DE LA FAMA DEL GIRO

Alpinestars
Castelli
Chaoyang
Eltin
Exustar
UVEX
Vredestein